Publicidad | Vea su anuncio aquí

  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • 'Tips' para ordenar tu casa
  • Próximo álbum

Cestas, ganchos, estantes... qué usar para ordenar tu casa

Cestas, ganchos, estantes... elige bien los accesorios que te permitan tener la casa en orden rápidamente.
La obsesión por tenerlo todo a buen recaudo en cajones, despensas y armarios es la tradicional, pese a que dentro todo pueda estar atomizado en un mínimo espacio.
Recuerda que si quieres tener un buen ‘feng shui’ en casa, y en especial en el dormitorio, debes permitir que fluya el descanso y nada altere la mente.
Las cosas por el suelo, la ropa superpuesta llega a ser un motivo para que todo en el interior se altere. Utiliza perchas que le permitan tener dos usos, pantalones o faldas, más chaquetas y blusas. Es la economía del espacio fácil, rápido y sencillo.
Encajado en la parte superior de la puerta, sin tornillos, puedes instalar un mini perchero incluso de seis aplicaciones, oculto, básico pero muy efectivo. También puedes ocupar una pared vacía para instalar repisas, percheros y cajas para almacenar juguetes, zapatos, ropa, etc.
Si la habitación es pequeña ocupa las alturas, con soportes resitentes puedes colocar un estante en la parte superior de la pared y hacer de ese espacio el rincón perfecto para cada cosa.
Una cabecera con compartimientos te permitirá almacenar revistas y libros sin tenerlos a la vista.
Para un niño todo lo que parezca un juego puede ser motivo de diversión, por eso el momento de recoger sus juguetes debe de ser tan especial como el de sacarlos. A las cajas de plástico puedes añadirles calcomanías o ponerles con pintura plástica su nombre y figuritas.
En las cocinas es de suma importancia mantener el orden, la armonía y la belleza.
Incluso si todo está a la vista puede estar ordenado. Agrupa por categorías, todos los platos y vasos juntos, las especias, las cacerolas, en fin asígnale una repisa a cada grupo, así tendrás todo a la mano.
En las cocinas se impone el cubo de reciclado triple. Deja de acumular bolsas por un lado y por otro para envases, papel y desechos orgánicos. Un cubo con tres apartados, aunque sea amplio te permitirá tenerlo todo concentrado en un punto y listo para tirar al contenedor adecuado.
Para la cocina o el salón, un rack que te permita ordenar copas, vinos y que además tenga un fregadero auxiliar será de mucha ayuda para que las piezas frágiles no corran peligro de romperse y desordenen todo.
Si no quieres un salón desordenado, el modelo Waverly Mudroom de Armstrog Cabinets con un rincón y gancho para todo te hará la tarea más sencilla, compra canastas y decoralas con un listón que combine con tus muebles y pon ahí libros, suéteres, bolsos, etc.
Si tienes muchos objetos pequeños decorativos un estante con varias repisas te permitirá colocarlos de manera estética, además puedes usarlo de librero y de separador de áreas de la casa, así marcarás mejor los espacios destinados para cada cosa.
Un buen fondo para los cajones del baño resulta una opción muy práctica para acumular desde papel higiénico hasta los botes de gel, champú o crema. Pero siempre hay pequeños detalles que se nos cuelan por los rincones. Unas prácticas cestas te facilitan la tarea de compartimentar el espacio.
Con estos consejos lograrás tener una casa súper ordenada y linda siempre.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Próximos álbumes

Clóset: la estrella del orden

Descubre un cuarto de sauna rodante que recorre una playa helada

Cómo organizar los cajones de los muebles de casa de manera óptima

Kourtney Kardashian logra la venta de su mansión en Calabasas

Disfruta más imágenes
a tu izquierda